Noticias

“Terminé tomando loción para afeitar”: Eduardo Yáñez recordó como su alcoholismo lo llevó a “tocar fondo”

Eduardo Yáñez ha sido uno de los actores más populares y polémicos de las telenovelas mexicanas, y a sus 61 años confesó que lleva 15 años sin recaer en su alcoholismo, pues recordó todo lo que pasó durante esa etapa, llegando a atentar contra su propia vida.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Eduardo Yañez (@eduardoyanezofc)

El actor ha sido famoso y reconocido por sus personajes que se han ganado a su público como Destilando amor, La verdad oculta y Fuego en la sangre, sin embargo, esta ocasión, contó los duros momentos que ha atravesado en su vida y además de sus conocidos problemas de manejo de ira, y las consecuencias del alcoholismo.

Por si te lo perdiste: “Lastima que no vino”: Critican a presentador que desconocía la muerte de Vicente Fernández durante los Grammy

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Eduardo Yañez (@eduardoyanezofc)

Fue durante una entrevista para “El minuto que cambió mi destino”, que volvió a recordar un oscuro episodio de su vida, pues anteriormente ya había hablado del tema y revelado haberse enfrascado en el consumo adictivo de alcohol durante años, hábito que abandonó hace 15 años, aunque con algunas recaídas que calificó como pequeñas.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Eduardo Yañez (@eduardoyanezofc)

“Son 15 años los que ya no tomo, aunque he caído algunas veces, aunque hay niveles y niveles. Yo le llamo caer a una noche donde me meto una botella de vino tinto, pero no pasó de ahí. Antes era agarrar una cervecita y terminar tres días después”, contó para el programa de Gustavo Adolfo Infante.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Eduardo Yañez (@eduardoyanezofc)

Yáñez también recordó la ocasión que su alcoholismo y desesperación lo llevó a hacer cosas que pusieron en peligro su salud, como ingerir loción para afeitar.

“Mira yo tuve una etapa muy fuerte de alcoholismo que terminé tomando loción para afeitar con agua, por el hecho de seguir tomando, y eso ya me provocó demasiados problemas de salud, ahora sí que parece jalada, pero sí… yo sí me vi en el espejo y me vi ya las venas así (marcadas) y sí dije ‘esto no es lo que quiero de mí”, reveló Eduardo.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Eduardo Yañez (@eduardoyanezofc)

Gustavo aprovechó para cuestionarlo sobre el consumo de drogas, por lo que el actor respondió que llegó a probarlas desde muy joven, pero que hoy ya no ha vuelto a hacer.

“¿Drogas? Bueno, ‘motita’ (marihuana) desde la vocacional (equivalente al bachillerato), cuando ibas a concierto o salías. En Los Ángeles, donde vivo, está permitido pero ya no consumo, ni drogas ni alcohol”, destacó.

Continuar leyendo: Productor de los Premios Oscar asegura que la broma de Chris Rock no estaba en el guión

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Eduardo Yañez (@eduardoyanezofc)

Reveló cómo fue que algo tan pequeño, se pudo convertir en un problema para él, pues aunque nadie lo obligaba a tomar, llegó a hacerse alcohólico por problemas personales.

“No es que alguien me hizo alcohólico o que yo sufrí por ser alcohólico, ni madres: nos gustaba darnos los tragos y meternos nuestros pedos. Mi problema vino después: dentro de la carrera de la actuación empiezan los problemas del amor, la soledad, todas esas búsquedas, todas esas incógnitas de por qué no tuve una familia y te haces el pinche mártir, y a chupar, porque el chupe te transforma y te hace sentir a otro nivel”, dijo entonces.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Eduardo Yañez (@eduardoyanezofc)

“Entonces, la empiezas a agarrar diario. Primero eres muy intelectual para beber: yo me tomo 2 antes de dormir o a la hora de la comida. Luego ya te va gustando y es desde que te levantas, te la sigues y ya en la noche cambias el trago”, agregó. Yáñez señaló que “por 5 años estuve así hasta que acabé con Aqua Velva (una loción); estaba tan pedo que no podía salir a la calle, y buscando trago, ya no tenía, y con Aqua Velva. Ahí fue (tocar fondo). Al otro día desperté intoxicado, lleno de granos, las venas reventadas. Y dije: ‘Este güey no es el que quiero de mí’”, finalizó.

Más noticias:

...